"Planta un árbol y cuida de él mientras crece"


www.consultoraeyf.com

17 de octubre de 2008

Uno por uno

Vendo el diario en varios puntos del centro de la ciudad. Estaciono afuera de la universidad de bellas artes, en las bóvedas, en las plazas. Los que se acercan me compran un diario, les gusta el viaje. Los colombianos no pueden viajar tan fácil, en las entradas a los países les revisan todo, creen que son gente peligrosa por la presencia de la guerrilla.

Un lunes a la mañana voy a la afueras de Cartagena, al centro comercial La Castellana donde vive gente de la ciudad, no hay turistas. Estaciono y le pregunto a una persona de seguridad si puedo ofrecer el diario. Me dice que pregunte en una oficina. Voy puerta por puerta hasta llegar a donde se encuentra la administradora del centro comercial:

―Espere que hablo con mi jefe ―me dice.

―Vaya venda, por hoy a la mañana no hay problema.

Doy una vuelta y estaciono a la entrada bajo un árbol. El lugar parece bueno. Espero un rato y la gente pasa y pasa sin mirar. Una señora me pregunta que estoy haciendo. Algunos miran pero no se acercan.

Levanto el mapa, los libros, guardo la bandera y tomo en mi mano varios diarios. Voy a ir negocio por negocio y vender uno por uno. Entro en el primero y me lo compra. En el segundo lo mismo. En el tercero no lo quieren pero lo sigo ofreciendo local por local y le explico lo que hago. Al principio me miran con cara rara pero luego les gusta. Las mujeres son la que mas me colaboran. En un negocio una chica me dice que no tiene plata pero saca moneda por moneda de su bolso y me las entrega en la mano. Con el celular me toma una foto.

Recorro todos los negocios del centro comercial. Para el mediodía el éxito es rotundo. Poco a poco dejo de lado los miedos y la vergüenza.

1 comentario:

Diego dijo...

fuerza Ezequiel, suerte con el diario, ojalá pronto juntes lo que necesitas para seguir el viaje!